¿Con tu familia o con la mía?

¿Con tu familia o con la mía?

Ya llegó la navidad, las comidas familiares, los días festivos, los regalos,..y como no las discusiones. ¿Con quién cenamos?, yo quiero con mis padres en navidad, mis primos sólo van ese día, siempre cedo yo, no puedo con tu cuñado,… estas y miles de frases similares se oyen en los hogares familiares, ¿qué se puede hacer? ¿cómo llegar a un acuerdo?

Lo primero de todo es hablar las cosas con antelación, no dejarlo para el último momento, y siempre tener como premisa el mirar por tu compañero o compañera de viaje.

Lo segundo es acuerdos, acuerdos y más acuerdos, y sino somos capaces de llegar al mismo y vemos que esto siempre genera conflicto, llevar a cabo una solución salomónica, es decir cada año una fiesta en un sitio y si son fiestas impares puedes hacer un año en cada familia política o reservar ese momento para estar solos y disfrutar de un fin de semana romántico, familiar o divertido.

Los más importante de todo es siempre hablarlo previamente, no mezclar temas de conversación, es decir no hablar de otros conflictos y muy importante dejarlo atajado para todos los años. Todos los días del año surgen conflictos pero en estas fechas mágicas es muy importante exprimir cada instante, vivirlo, disfrutarlo y sobre todo compartirlo.

No lo dudes, disfrutaló.

Belén Pozo

Psicóloga

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *