¿Vamos a terapia de pareja? ¿para qué?

¿Vamos a terapia de pareja? ¿para qué?

Estas dos preguntas se las plantean muchas parejas antes de dar el paso para acudir a un profesional. ¿Qué le tenemos que contar? ¿cómo alguien externo a la pareja va a poder opinar? ¿cómo nos va a ayudar alguien de “fuera”? ¿de qué lado se pondrá, a quién dará la razón?

Todas las preguntas anteriores surgen por falta de conocimiento de cómo funciona una sesión, por miedo a lo desconocido o por desconfianza.

En una sesión de terapia de pareja se crea un espacio íntimo en el que ambos miembros se expresan, es su espacio para escucharse y ser escuchado y que un mediador formado y con experiencia ayude a ambos a encontrar el camino que quieren seguir. Ayuda a visualizar las situaciones de manera más objetiva, a salirse del problema para poderlo ver con distancia. El profesional enseña a la pareja herramientas que les serán útiles para circunstancias similares para poderlas llevar a cabo y no llegar a situaciones de crisis similares.

El profesional ayuda a la pareja a escucharse, ya que en la mayor parte de las parejas uno de los problemas principales es el no entendimiento y falta de escucha activa, esto lleva a malentendidos y a reproches continuos.

No pierdas la oportunidad, si ves que tu pareja no va bien, acude a un profesional, prueba verás el beneficio.

Belén Pozo

Psicóloga

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *